Connect with us

Hi, what are you looking for?

Curiosidades

El calor y su efecto en el pádel

La práctica del pádel está fuertemente condicionada por el calor que hace, especialmente, en verano.

Hace unas semana que se cerraba el telón del World Padel Tour Valladolid Master 2021. Los laureles fueron para Maximiliano Sánchez & Luciano Capra en la modalidad masculina, mientras que Alejandra Salazar & Gemma Triay se llevaron el triunfo en categoría femenina.

Pero más allá de unos cuadros vibrantes en ambos torneos, destacó por encima de todo el estilo tan agresivo de los y las participantes. Se vio mucho remate, poco globo y transiciones defensa-ataque muy ágiles.

¿Por qué los jugadores/as se vieron obligados a practicar este estilo de juego?

La respuesta tiene su aquel y está relacionada con el fuerte calor que hizo en Valladolid y en otras partes de España durante todo el mes de junio.

El efecto del calor en el pádel

Y es que el calor condiciona varios de los factores que dan forma a nuestro estilo de juego. Especialmente, respecto a las palas y las pelotas.

El calor hace que la presión aumente. También la de las bolas, por lo que se sienten mucho más ligeras.

Esto hace que reboten mucho más -la pista también será más rápida- y tengan una mejor salida.

Por eso es normal que, en condiciones de calor, se intenten fuertes remates para traer de vuelta la bola a nuestro campo o incluso sacarla de la pista.

Es algo que evidenció, por ejemplo, el juego de Alejandro Galán & Juan Lebrón, que por muy poco no se vieron en una nueva final.

El juego de los españoles reflejó muy bien el efecto del calor en un partido de pádel. Ambos buscaron ganar la posición en la red cuanto antes, ya que lo normal era que en el torneo se viesen pocos globos.

Globos, los justos

No es que los globos fuesen un golpe prohibido, sólo que, de hacerlos, debían ser muy profundos y precisos. Y esto hizo que, obviamente, los jugadores y las jugadoras se animasen menos a intentarlos.

Más que nada, porque el remate de respuesta podría ser fatal. Recordamos que la bola estuvo especialmente rápida, así que no convenía darle ninguna facilidad al rival.

La complicación de ejecutar buenos globos obligó a los jugadores y jugadoras a buscar otra forma de transitar entre defensa y ataque.

Una transición que se buscó de la forma más ágil posible, ya que defender este tipo de bolas con calor se vuelve demasiado complicado.

Ganar la posición en la red fue la primera batalla que se libró en cada partido.

Y una de las formas que encontraron los jugadoresy jugadoras para transitar con fluidez fue la ‘chiquita’.

Ese golpe a los pies del rival que da tiempo suficiente para ganar la posición en la red. Como el defensor estará obligado a hacer un pequeño escollo para llegar a la bola, en cuanto devuelva el golpe, los rivales estarán esperándole junto a la red.

Si llevas unos días preguntándote por qué en Valladolid se vieron puntos tan rápidos y poco elaborados, que sepas que la respuesta está en el calor.

No es que obedezca a un cambio de estrategia -que también podría ser-, sino a la adaptación por parte de los jugadores/as a las condiciones meteorológicas que se dieron durante el torneo.

Y es que hay que subrayar que el Wolrd Padel Tour Master Valladolid 2021 se celebró en una pista al aire libre o ‘outdoor’.

Esto hace que las inclemencias del tiempo sean más difíciles de evitar que si se diesen en una pista ‘indoor’. Ahí podría climatizarse el espacio y adaptarlo para que no condicione tanto el pádel de los jugadores/as.

¿Y qué pasa con la humedad?

Seguramente más de uno y una se pregunte: ¿por qué no se vio un estilo tan ofensivo durante el Cervezas Victoria Marbella Master 2021 celebrado tan solo unos días antes al de Valladolid?

Es cierto que hizo mucho calor en la localidad malagueña, pero también hubo un alto nivel de humedad.

Y es que la humedad también condiciona el pádel que practican los jugadores/as.

Concretamente, de forma inversa. Al igual que ocurre con el frío, la humedad hace que la presión de las bolas disminuya y que su peso aumente, por lo que se vuelven más lentas.

De este modo, el calor, que podría haber condicionado el torneo, no afectó tanto al pádel que vieron los espectadores y espectadoras. Se podría decir que la humedad neutralizó el efecto del calor sobre la bola y la pista.

También destacar que la humedad afecta a la pala y al cristal de la pista de una forma curiosa.

Lo normal es que tanto la pala como el cristal se humedezcan, lo que hace que el golpeo y el rebote sean mucho más impredecibles.

Y esto lleva, curiosamente, a practicar un estilo más defensivo del que se vio en Valladolid.

Aunque hay que decir que en Marbella primó el calor y el remate. Es cierto que bastante menos que en Valladolid, pero fue también un torneo de pegadores y pegadoras.

El pádel ya es de por sí un deporte donde la táctica juega un papel fundamental.

Y cabe de esperar que unas condiciones meteorológicas tan concretas condicionen tanto la estrategia como el pádel que practican los jugadores/as.

Agrega un comentario

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

SOBRE PADEL VIEW

Regístrate ahora gratis en Padel View y, además, de disfrutar los partidos del XII Campeonato de Europa de Pádel, podrás ganar una pala y...

SOBRE PADEL VIEW

Los aficionados al pádel que se registren antes del 20 de junio en la plataforma Padel View entran en el sorteo de dos entradas...

SOBRE PADEL VIEW

La nueva plataforma, además de retransmisiones en directo de torneos, apuesta por contenido on demand, producido en exclusiva para la OTT. Por el momento...

HISTORIAS DEL PADEL

Con sólo medio siglo de vida, el pádel se ha consolidado en la televisión nacional y se consume en diez países. Hoy en día...